Sant Jordi no es tradición de un solo día

 

Por la tradición del día, la trascendencia de la celebración en Catalunya, en la cultura y en el amor, me siento obligada a dar mi opinión, por favor permítanme, gracias:

Me parece una Jornada memorable por ser la Celebración de un Santo tan arraigado en Catalunya y es por eso que, aunque yo trabajo todos los días del año menos dos, por una cuestión litúrgica, no estaría demás, seguir el ejemplo de nuestro bienqueridos vecinos maños y hacer de ella un día festivo, tan necesario para nuestra Mente y Corazón, por nuestros Libros y Rosas, ahí quede eso para nuestros políticos.

Pero, ¿por qué un día para el Libro y un día para la Rosa? ¿Necesitamos que nos digan cuando o que leer o a quien amar y cómo? ¿Que regalar o como demostrar nuestro cariño?

En mi casa, desde siempre la suya, la lectura y el amor, siempre han ido de la mano y no un día al año, si no todos y cada día del año, de manera que un buen consejo o un libro abierto; un corazón abierto o el deseo de amar, lejos de las valoraciones consumistas creo, siempre, tienen que estar en nuestra agenda de cada día, de cada semana, de cada mes…

Partiendo que hay muchas formas y momentos para amar, a nuestros hijos, a nuestros padres, a nuestros amigos, pero sobretodo a nuestra pareja, ¿por qué esperar al día de la Rosa?, ¿por qué llamar a Sant Jordi?

Es tan importante y a la vez gratificante sentirse querido, pero más lo es querer y es por eso que les escribo, por que ayer, hoy y mañana, además del día de la Rosa, no se esperen a que les amen, quieran, amen y vivan como si fuera el ultimo día de su vida, tantas veces repetido y escrito. Sientan como las personas que están a su alrededor, les quieren y agradézcanselo, vivan esa intensidad en todo lo que les rodea, transmitan su amor, su entusiasmo y su alegría a todos los que les rodean y esa será su mejor gratificación, al momento sentirán como ese torrente que sale de todos y cada uno de las personas que formamos el todo se vuelve en algo… ¨difícil de explicar en su corazón¨.

Corra no espere a nada simplemente sonría a quien tiene delante y vera que lo que le digo es cierto, que por la cara, nuestra sonrisa es el mejor mensaje de amor, el resto es cosa suya y en el día de Sant Jordi, verá como aun más si cabe, esto es cierto…

Y me voy a tomar la licencia de sugerirle que al día siguiente y al otro y toda la semana y el mes y si puede el año, continúe, amando, abrazando, besando a su prójimo, en la pureza de la generosidad y la disciplina de la honestidad y esos valores serán las mejores rosas, libros y sentimientos patrióticos que pueda regalar, el dia de Sant Jordi y cada dia de su vida.

Siempre suya, Sra. Rius.